miércoles, 7 de diciembre de 2016

TRAICIONAR CON SIBARITISMO.

Por mucho que uno crea que se les conoce, por sufrirles diariamente sobre nuestras espaldas y en las interioridades de nuestros bolsillos, nunca nos dejan de sorprender los políticos. Es como si todos los días fuesen 28 de diciembre, día de los "Santos Inocentes".

Los que tenemos poquitas luces 

siempre deberíamos estar pendientes de ponernos cerca de alguien que luzca tanto como para que al estar en su cercanía, lleguemos a alumbrarnos con la luz de su inteligencia y, 

de esa forma, podamos llegar a ser capaces de lucir, aunque no sea más que un pequeño destello; un reflejito tenue algo visible. Eso, posiblemente habría impedido mis resbalones ¡Si seré necio!. 

No sé vosotros, pero yo he estado desde hacen muchos años confuso, dándome coscorrones contra las esquinas de la inteligencia, pero sin llegar a penetrar en ella, porque no entendía, al estar en mi oscuridad, cuál era el misterio a tres bandas por el que, habiendo en toda Europa partidos de Extrema Derecha con cierta presencia -en algunos países, con mucha presencia-, aquí, en este país lo que hay es prácticamente testimonial. Pero por otro lado resulta que en ninguno de esos países europeos existe la Extrema Izquierda porque, milagrosamente, a sus partidos comunistas -¡hay que joderse!- se les ha reconvertido en izquierda moderada.

Resulta que el Comunismo 

(ejecuciones en China, según El País: "China quiere ejecutar menos") ha sido liberado del mito de su peligrosidad, y ya son uno más entre las "almas buenas"

que administran

sabiamente el sistema democrático y sus finanzas.

Hoy el peligro son quienes, sin separarse de la obligación humana de solidaridad con quienes en el resto del Mundo sufren, piensan que lo más importante es lo propio; son peligrosos porque dicen que los primeros problemas a resolver, son los problemas en sus países y de sus nacionales ¡Esos, joder! Esos son los peligrosos ¡cojones!; esos son los que infunden serios temores a los "santones" de la Democracia.

Gracias a los dioses democaquitos, hace unos días (¡EUREKA!) como le ocurrió a Newton,

pero sin que la manzana abollara más mi cabeza, a través de un tertuliano de  Televisión Española, me he enterado de que, quienes podrían haber formado en la Extrema Derecha (que tanto echo de menos) de este país, al comienzo de LA TRANSICIÓN, se afiliaron (confundidos, esto lo aseguro yo) a AP, y así siguieron después en el PP.

Una vez estudiada la revelación que me fue hecha por el tertuliano televisivo; aún alumbrado por el chorro de luz de su inteligencia; volví a sentir la desagradable sensación que en mis entrañas causa el gran desprecio que siento por todos esos "franquistas" que, demostrando su mezquindad, traicionaron, no solamente a Francisco Franco, invicto Caudillo de España, sino que también traicionaron a José Antonio, jefe Nacional de Falange Española, y a todos aquellos que dieron la vida por la Patria. Coño; para redondear su altísima traición mejor habría sido que se hubieran afiliado al Partido Comunista. Eso habría sido traicionar con sibaritismo.

Eloy R. Mirayo.

lunes, 5 de diciembre de 2016

IRRESPONSABILIDAD.

Ciertamente no es rasgo que identifique únicamente a los políticos de este país; la irresponsabilidad personal; la toma de decisiones caprichosas que por desgracia suelen afectar negativamente al conjunto; la gilipollez de pensar que dejaran huella de su paso en los libros de historia; el creer que así alcanzarán la inmortalidad (una vez muertos); ciertamente no es rasgo que identifique únicamente a la grey política de este país, en el que aún sigo exiliado, y del que difícilmente podré salir ¡Qué le voy a hacer!.

La cosa, como digo, es general en todo el Mundo; pero, como es lo que tenemos más próximo (bajos las suelas de nuestra zapatos), nos quedaremos en la vieja Europa que con los ejemplos que nos ha ido dando, el título "Gilipolleces" con que se encabezan mis últimas "escrituras", podría repetirse más veces que los capítulos de las series de "Rocky Balboa"

y  "Rambo" juntas. 

Y... Es posible que hasta uniendo los de El Padrino.


Pero hoy la gilipollez que más -porque no la única- me ha llamado la atención ha sido con la que el señor Matteo Renzi, primer Ministro de Italia, 

ha embarcado a los ciudadanos italianos. La irresponsabilidad de estas gentes que llegan a la política sin tener el menor cariño y respeto a la nación que se supone que van a gobernar, ni a sus compatriotas -eso al menos es lo que a mí me parece- y solamente el ego personal les empuja a ponerse "un traje" excesivamente grande para el tamaño de sus reducidos cuerpos pero, ("con lo listo que dice mi madre que soy ¿como no voy tomar las decisiones que se me ocurran?") no les importa, porque cada mañana se enfrentan al trucado espejo que les devuelve su imagen tres tallas más grande.

Il signore Matteo Renzi convocó a los italianos, por qué así le salió del interior de sus 


para que le dieran permiso para hacer lo que el parlamento no le había permitido. Y, mire usted don Matteo, si quienes se supone que tienen obligado conocimiento de hasta dónde llega su propuesta dicen que "naxti", una persona medianamente inteligente -no es preciso una lumbrera- se habría replegado hasta mejor ocasión, y no habría metido al país en el gasto que produce, no sólo económico, un referéndum. Y además ha ganado el "No" (¡Porca Miseria!)

Por lo menos este, tiene la dignidad de dimitir -lo mismo es que su capacidad cerebral no da para más-.

Eloy R. Mirayo.


jueves, 1 de diciembre de 2016

GILIPOLLECES II.

El intento en el que me hallo metido de hacer un censo de cuantos gilipollas andan deambulando por las apestosas callejuelas de la política domocáquita. No es que el asunto me importe hasta el desasosiego psíquico-intestinal, pero si me llama la atención descubrir la cantidad de gilipollas que comen "la sopa boba" en cada uno de los partidos políticos que se emboscan bajo el sucio manto de esta Democaca de nuestros pecados.

La dificultad de separar "pares de nones" es tanta como la de separar pollos de pollas entre varios millares de polluelos recién salidos del cascarón. Si; es necesario un perito. Yo no lo soy, pero pondré voluntad; ayer nos visitaron unos pocos; veremos si hoy me asiste el acierto.

"Hemos trabajado mucho para "saquear" nuestro país. ¿Lapsus? de la señora Cospedal en un mitin en Guadalajara. 

"Nuestros votantes dejan de comer antes que no pagar la hipoteca" después fue corregido: "Nuestros votantes dejan de comer antes que no pagar la hipoteca" lo que fue retocado: "los votantes del PP se ajustan el cinturón pero pagan la hipoteca". (Leyenda mucho más fina y elegante, a la par que sensible y, sin pecar venialmente de cursi). También, como no, confunde el aforamiento del rey, como Jefe de Estado, con su inmunidad.

Así también el actual presidente 

del gobierno de este país, se deja "ver" en alguna que otra gil... "No es lo mismo que gobierne uno que gobierne otro" (la capacidad de análisis de don Mariano demuestra inteligencia y una gran capacidad para hacerse entender). Y así lo reafirma en su aclaración más certera: "España es un gran país que hace cosas importantes y tiene españoles" (después de tanta claridad mental, si Seneca -filósofo, como todos sabemos, cordobés- no se hubiera suicidado en el mes de abril de hace 1950 años, ridiculizado en su sabiduría, seguro que se suicidaría inmediatamente).

Lo del rojillo Garzón (que harto de soledad extrema en su covacha se ha subido en marcha a la chepa del Iglesias) es una metedura de pata inteligente, sin exagerar, solo hasta donde puede llega la inteligencia de un comunista: "parece que ya no soy el comunista majo (quizás quiso decir bajo) sino el peligroso porque saben que podemos ganar". 

No; la Bruja Lola puede estar segura que como vidente del futuro, no está en peligro ante las posibilidades del "majo comunista". 

Del comunista Garzón, por el momento, me he encontrado otras unidades del fruto del "Gilipollo," árbol

que no deja de ofrecernos sus frutos, a través de nuestro democáquitos políticos. 

Por rotura de mi "géiser", no puedo certificar ningún tipo de gilipollez.

Eloy R. Mirayo.

miércoles, 30 de noviembre de 2016

GILIPOLLECES.

Uno de los muchos problemas que envuelven a los políticos de esta Democaca, es que al no ser capaces de nada medianamente positivo, lo que hacen con cierta normalidad es hablar; hablar en demasía y la mayoría de las veces haciendo y diciendo toda clase de gilipolleces, como aquella de la socialista Carmen Calvo, a la sazón ministra de ¡Cultura!, asegurando que ella fue antes cocinera que "fraila". 

Aquella otra de asegurar que "el español está lleno de "anglicanismos"; o el intentar pedirle a Bill Gates "el dominio de la "Ñ" en internet", como si él fuera el dueño del registro de los dominios. También fue gordo aquel deseo de que "la Unesco legislase para todos los planetas". 

También escuchamos decir al señor Solana, también ex ministro socialista, que "entregaba el catorceavo premio" de no sé qué cosa. 

También fue muy lucido lo de la ministra por más señas, socialista, Bibiana Aído con su: "miembras e inferiorizadas". 

Si; estas cosas tan gilipollescas se dijeron en la prehistoria de esta Democaca, pero no es una fruta que hayan dejado de degustar nuestros "lideres democáquitos"; el árbol está que se cae, por exceso de fruto. En la era moderna del sistema, enriquecido por la aparición en escena de la más rancia extrema izquierda, la cosecha sigue siendo de récord.

En primer lugar -simplemente por aparición en escena- está el "Nomber One" de la intelectualidad política de este país, don Pablo Iglesias (bis) que, en demostración

de su alta preparación intelectual, 

recomendó "la Ética de la Razón Pura" de Kant, en vez de "Crítica de la Razón Pura". Y es que el "camaradoski Iglesias" es re-reincidente en sus confusiones pues, además de lo de Churchill, que jamás dijo "tortura a los números que acabaran diciendo lo que quieras" cuando quien dijo algo parecido fue Gregg Easterbrook: tortura los números y confesarán todo

Y ya había atribuido en 2012 en un aula de la Universidad, la Teoría de la Relatividad a Isaac Newton, quitándole el mérito a Albert Einstein.

El ex secretario general del PSOE, 

Pedro Sánchez (ex señorito Pepis), por total desconocimiento del personaje y de su obra, hizo nacer en Soria a Antonio Machado, quitándole el derecho a ser andaluz.

Se me hace tarde y aquí dejo el tema por hoy, pero prometo que en breve repasaremos las gilipolleces que son capaces de decir ¡claro que sí! los políticos ¿de derechas? Ellos dicen que no.

Eloy R. Mirayo.

martes, 29 de noviembre de 2016

NOS LLORA EL CORAZÓN.

Cuando la muerte se asoma envuelta en un accidente y se lleva con ella a un "mal" numero de personas (del uno al infinito, siempre es malo, lo se por experiencia) es cuando nos damos cuenta de lo vulnerables que somos. Vamos por la vida con la suficiencia que da la estupidez, sin apercibirnos de que en cualquier momento, por tierra, mar o aire, se nos pueden quebrar nuestros proyectos, al irse la vida envuelta entre los restos de un avión, o entre los escombros de un edificio; también por acción de cualquier hijoputa, que al amparo de una idea política o religiosa, se cree en el derecho de arrebatárnosla.

Ochenta y una persona, seguramente todas con buena salud; padres; esposos/as; hijos/as; turistas o trabajadores; menos seis afortunados, murieron en el accidente de un avión de la línea aérea Boliviana Lamia.    

"Según el diario El Deber, el padre de Sisy fue el encargado de anunciar la noticia en las redes sociales. “Que Diosito me la guarde en su gloria. Mi niña, te amo, te amé y te amaré siempre. Amor no sé qué será de mí sin ti. Sisyta, mi niña por siempre. Aquí no hay adiós, solo que tú te adelantaste un poquito”, comunicó en Facebook el afamado periodista socio de Gigavisión".

Solamente a las personas que nos fue arrancado así un ser querido, con esa inmediatez, sabemos lo doloroso e indestructible de su recuerdo; es muy duro saber que jamás vas terminar la conversación que tenías comenzada; y que jamás vas a tener la posibilidad de pedirle perdón por no haberle demostrado cuanto le/la amabas.

Duro es ver morir a nuestros mayores, "es ley de vida" nos decimos y, aunque sea raro el día que algún suceso no nos los acerquen, su recuerdo, al final, no es tan doloroso. Tampoco cuando alguien se nos muere víctima de una enfermedad larga que, viendo el deterioro tanto físico como psíquico, los que somos creyentes, pedimos a Dios que le libre de su sufrimiento, aunque sea llevándoselo/a.

A todas las buenas personas, los accidentes que ocasionan muertes les duelen, aunque no les afecte ni por familiaridad, ni por paisanaje; pero, a quienes hemos perdido a alguien accidentalmente, nos llora el corazón. Y no es una pose en negro sobre blanco.

Mis sinceras condolencias para tantas familias que, aunque pasen los años, seguirán viviendo incrédulos, esperando ver entrar por la puerta a su...

Eloy R. Mirayo.

lunes, 28 de noviembre de 2016

¡AVISO A NAVEGANTES!

La diferencia más notoria entre los regímenes autoritarios de derechas e izquierdas es la herencia que dejan cuando desaparecen de la vida pública. 

Santiago de Cuba:

Madrid en 1974:


Mientras los paises que han sufrido a la Izquierda están absolutamente arruinados; sin una industria desarrollada, aparte de la prostitución, 

los que "han sufrido" a la autoridad de la Derecha, dejan un país con una industria perfectamente en marcha, siempre con posibilidad de mejorar, además de un comercio exterior -nunca llegara a ser perfecto- también en marcha.

Recientemente ha muerto el decano de los dictadores, Fidel Castro. Lo verdaderamente extraño de la desaparición física de este ser seudo humano, no es que esté pasando desapercibida pero, lo cierto es que, inexplicablemente, se habla del individuo con un cierto respeto que obvia deleznables decisiones que durante su férreo mandato fue capaz de llevar a cabo, como la venta a EEUU de disidentes cubanos, a cambio de tractores. 

Ese tráfico de personas le acercaba a una de las más grandes canalladas que el ser humano ha sido capaz de cometer a lo largo de la historia: la esclavitud. La venta de personas, aunque en este caso no fueran a ser esclavizadas para llevar a cabo penosos trabajos.

Que debería pensar de un régimen, el que aún perdura en Cuba

que, a pesar de estar ubicado en una isla; con las dos únicas maneras de escapar de él sea por mar y por aire, prohibidas por el Régimen, lo hayan conseguido poniendo sus vidas en riesgo máximo, dos millones de cubanos.


Solamente el comunismo es capaz de impedir al individuo la libertad de desplazarse a donde buenamente le plazca y, también es una de las propiedades del comunismo, ejercer la autoridad de obligar -en este caso-, a quienes se les quería castigar -con benevolencia- a cortar caña de azúcar en los cañaverales, bajo la estricta vigilancia policial.

Y no voy a cometer la estupidez de hablar de lo que desconozco: los crímenes del Régimen, llevados a cabo contra miembros de la oposición. Pero hay datos que es necesario que se recuerden, porque parece que ha de ser necesario poner en claro, la foto del dictador (aquí junto al "cazador de hombres", el Che Guevara)

implacable Fidel Castro, ante la suave capa de "silencios" en el que parece haber caído toda Europa. (España ha mandado a las exequias de quién en vida fue "amo y señor" de Cuba, al rey Juan Carlos -de alguna manera ha de justificarse un sueldo-) 

"El filósofo izquierdista argentino Oscar del Barco reconoció: “Los llamados revolucionarios se convirtieron en asesinos seriales, desde Lenin, Trotzky, Stalin y Mao, hasta Fidel Castro y Ernesto Guevara”

"5.700 cubanos han sido fusilados en la Cuba de Fidel Castro"

"La revolución cubana fue un movimiento social y políticamente heterogéneo que surgió como reacción al golpe de Estado de Fulgencio Batista el 10 de marzo de 1952. La vía violenta elegida por sus diversos líderes -Prío, Castro, Echeverría, García Bárcena, Barquín, San Román- no sólo era un componente de la cultura política insular desde la segunda mitad del siglo XIX sino una opción que, a los ojos de aquellos revolucionarios, estaba justificada por el cese de garantías constitucionales en un régimen de facto".

¡Aviso a navegantes! Así de heterogéneo es el "movimiento revolucionario" en este olvidadizo país que responde al gilipollesco nombre de Podemos.

¿Responderá fielmente el calco?. Esperemos que no cambien en breve la P, por la J.

Eloy R. Mirayo.

viernes, 25 de noviembre de 2016

HABILIDAD INEXTINGUIBLE.

Lo que uno exige a los demás, es lo que uno se debe exigir a sí mismo. Reconozco que es fácil hacer crítica a los demás -tan fácil que hasta yo lo practico- pero, para ser honesto el crítico, ha de estar dispuesto en todo momento a practicar la autocrítica. Y eso es lo que en estos momentos me propongo cumplir.

Hoy entono el

mea culpa por haber estado confundido en cuanto a creer que la sociedad de este país estaba dividida en dos clases muy diferentes, aunque después, ambas clases fueran capaces de dividirse, como la

 
"muñeca rusa" en otras variadas subclases. Y así lo hago porque no me duelen prendas (a excepción hecha de unos calzoncillos que me compró pequeños de talla Julita, mi mujer, para quien no lo sepa, que cuando los uso martirizan


"mis íntimas cositas") aceptar mis errores. Es una gran equivocación pensar que esas dos clases se reconocerían como la clase dirigente, una; y la otra como la clase sumisa y borreguil.

En cuanto a la clase dirigente, en la que en gran parte está incluida la desvergüenza nacional y, ¡claro que si! algún político honrado, honesto y trabajador, puede que haya, por hoy, sin que sirva de precedente, la dejaremos estar, para dedicarnos a la reivindicación de la que equivocadamente yo, la tenía por borreguil.

 
No es cierto, por mucho que se la vea tranquila y silenciosa que no está activa; el engaño es malicioso. La tranquilidad y sosiego es, simplemente, porque sabe que tiene en sus pies la solución para sus males presentes y futuros; males de cualquier especie, incluyendo los de la salud, la economía y lo laboral; incluyendo el horroroso PARO.

El problema de la


violencia de género; el problema de la delincuencia; el problema de la inmigración; el problema de la Enseñanza; el problema de la lista de espera en Sanidad; el problema de la corrupción política; del problema de los desahucios; el problema de la pobreza en expansión; el problema de ciertas enfermedades graves que por respeto a quienes las sufren no nombro; el problema del separatismo; el problema de mi espalda y rodillas que me duelen un montón; y, también presenta un grave problema que la parte de la sociedad que tan sin disculpa he vilipendiado resolverá, es la


poquita comida que ponen en los platos, y lo caro que deben ser, los lujosos -y no tanto- restaurantes nacionales.

Cierto que me ha costado, cuestión de inteligencia, pero al fin se me ha encendido la luz: todos; absolutamente todos los problemas, por dolorosos y difíciles que sean, los ciudadanos de este país, los solucionan

 
corriendo. ¡Si! Un chándal, o calzón y camiseta; una cinta alrededor de la cabeza; y unas zapatillas deportivas, son la fórmula maravillosa que "lo soluciona to". Y, es que aquello del Lázaro en la solapa, ha quedado obsoleto; ya no mola.

Hace unos días fui al ambulatorio porque me cuesta coger el sueño; "salga a la calle usted todos los días a correr durante una hora". Al día siguiente volví por qué me dolía con frecuencia la cabeza; "salga a la calle usted a correr todos los días durante una hora". Al día siguiente del día siguiente, volví otra vez quejándome de colitis; "salga a la calle usted a correr todos los días durante una hora..." Y, al cuarto de hora tuve que regresar a casa a cambiarme de pantalón, calzoncillos y hasta de calcetines.

¡La habilidad de los políticos para salvar responsabilidades es inextinguible!


Eloy R. Mirayo.


jueves, 24 de noviembre de 2016

DIÁLOGO.

A las personas sencillas se nos debería explicar las cosas  mejor de cómo se viene haciendo por parte de las distintas autoridades, ya sean las políticas o judiciales. Y no sé si es que valoran nuestra inteligencia o es que realmente piensan que somos imbéciles sin capacidad de comprensión, con quienes no merece la pena gastar tiempo y saliva. 

Este comentario, que no es descabellado, ni muchísimo menos, es por la noticia de que "El Tribunal Constitucional aboga por que mejore el diálogo político sobre Cataluña".

Resulta que el alto tribunal, según su presidente, don Francisco Pérez de los Cobos, anhela el que se produzca una mejora en el diálogo político que evite la conflictividad.

Es posible que yo esté confundido, pero siempre he creído que el diálogo es lo que todos entendemos como conversar dos o más personas sobre una cosa, o sobre infinitas cosas. Y siempre he creído que cuando dos personas se prestan a dialogar, es para exponer sus opiniones sobre algo, con el fin de llegar los dos a un punto de encuentro.

Don Francisco Pérez no ha debido entender, quizás por distracción, estando ocupado en encontrar la forma de que la Generalidad de Cataluña cumpla las sentencias del Tribunal Constitucional que él preside, que la posibilidad de dialogar es imposible porque aquellas gentes que minan la Generalidad, no lo pretenden; no pretenden diálogo porque lo que ellos tratan es de imponer su monólogo. Y si don Francisco dispusiera del tiempo necesario, comprendería rápidamente que precisamente lo que los separatistas catalanes pretenden, es imponer su loco deseo de serrar un trozo de nuestra Patria, y llevársela, como el ladrón que roba una cartera. Si; esa hijoputada.

Algunas personas, en nuestra ignorancia, habíamos llegado a creer que precisamente las sentencias del Tribunal Constitucional, eran las sentencias que no había más cojones que asumir, porque eran el fiel reflejo de las normas indiscriminatorias que se establecieron para la convivencia pacífica de la sociedad de este país.

También -¿erróneamente?- pensábamos que el gobierno en función, tenía el deber de, ante la insumisión, hacer el adecuado uso de la fuerza que legítimamente le cabe emplear: ¡Todos ellos al trullo!

Eloy R. Mirayo.

miércoles, 23 de noviembre de 2016

POR SUS OBRAS LOS CONOCERÉIS.

Lo único absolutamente cierto que se sabe de doña Rita Barberá, y posiblemente hasta con certificación oficial es, que ha fallecido de infarto cardiaco.

A partir de ese trágico -sobre todo para ella- suceso, ha empezado el movimiento de personas que, ahora, rompen su silencio -quien sabe si cobarde durante los últimos tiempos- y loan su trayectoria política al frente del Ayuntamiento de la ciudad de Valencia. Otros, los payasos grotescos y groseros, instalan su "carpa" desde donde lanzan y elaboran sus payasadas, que son las payasadas de siempre y de todas las formas y maneras: la entrega de los volúmenes de "Juego de Tronos" a don Felipe IV; 

El tema del hijo de la fea de Podemos en el Congreso de los diputados

y, por no alargarme, los asientos vacíos del revoltijo comunista durante el minuto de silencio por el fallecimiento de la señora Barberá.

"Por sus obras los conoceréis". Lo dijo Jesús, según los Evangelios, para darnos un criterio que nos ayude a distinguir entre los verdaderos y los falsos profetas… 

Trasladado a estos días, el mensaje sigue siendo vigente; por sus obras podemos separar a buenos de malos; a inteligentes de idiotas; a personas decentes de personas indecentes... Y así, hasta distinguir con claridad a personas íntegras, de aquellos que son y actúan como auténticos hijos de puta, pata negra.

Decía mi abuela Leonor que "el piojo que ha sido liendre pica que enciende". 
Yo, -que soy una persona decente- como es fácil imaginar, estoy lo suficientemente alejado de la política como para, además de seguir "limpio" 


mi currículum económico, no tener ni la más puñetera idea del funcionamiento de los entresijos de los partidos políticos de esta Democaca; quiero decir que no me llega más información que la que todos podemos recoger de los medios de información. Pero, teniendo en cuenta la cantidad de sinvergüenzas que viven atrincherados en esos medios, lo conveniente es, en casos como el que afectaba a la señora Barberá, antes de acusarla, esperar a la sentencia de la Justicia. Con ello intento decir que ante la circunstancia de su fallecimiento, todos los políticos (que como institución no es para sentirse orgullosos de serlo, por su media) es que se hubieran comportado todos los diputados sin excepción, sencillamente, como las personas normales y no como

por costumbre hacen los de Podemos.

Yo lo que deseo es que doña Rita descanse en Paz.

Eloy R. Mirayo.

martes, 22 de noviembre de 2016

UN "TODO A CIEN"

Algo marcha mal en el Mundo, cuando el representante de Dios en la Tierra, resulta que es casi más seguido -no perseguido, como antaño- por los ateos; los agnósticos y por los rojos.

El Papa Francisco es como el chino dueño de un "todo a cien", que lo vende todo barato. Es ¡Jauja! Peca, peca; pecador compulsivo o selectivo que, por mucho y muy gordo que peques, en el "todo a cien de Paco", te saldrá de lo más cómodo y baratito.

Así es y así será hasta que el "Jefe Supremo" se enfade seriamente y tome cartas en el asunto; en el serio asunto de la Iglesia y de sus fieles, que como tales procuran no pecar, para tener su Alma limpia de pecados -con lo divertido y placentero que es a veces- personas coherentes con sus sentimientos religiosos y, resulta que ante la más alta magistratura del Vaticano, los asesinos que matan a las criaturas que, indefensas, están esperando a nacer en el seno materno, 

protegidos por el bálsamo de Fierabrás, expendido desde el "todo a cien de Paco", quedan tan limpios de pecado como un de esos niños recién nacidos, para su seguridad, lejos de los

"herodes" modernos.

A quienes son capaces de hacer semejante crimen es a los que, específicamente, el Papa Francisco, ha pedido a los sacerdotes que les den la Absolución. 

"Creced y multiplicaos". ¡Eso son cosas del Viejo (Dios)! Habrá pensado Paco, dentro de su sotana blanca. La Modernidad y El Progreso caminan por otros senderos y la Iglesia Católica no puede perder ese tren. Quizás lo próximo que le pidan, ateos, agnósticos y rojos de todo pelaje, al Papa, es que transforme el Vaticano en un club de alterne, con un letrero luminoso a la entrada de la Plaza de San Pedro con la siguiente leyenda: "estas hermanas en el Señor, son capaces con su consumado arte, de hacerle alcanzar el Cielo con las manos".

El Mundo está en crisis de valores y no iba a ser la Iglesia Católica únicamente, quien se salvará de ello. 

Ciñéndonos a lo cercano la crisis de nuestra a iglesia nacional, comenzó el día 2 de abril de 1939. En los seminarios de este país, entraron quienes con el tiempo, y desde dentro de ella, iban terminar la tarea que no pudieron acabar por el resultado de la guerra del 18-7-36 al 1-4-39. No lo hicieron creando mártires, a golpe de pistolón, sino usando el desprestigio. Curas que que se metían a trabajar en fábricas, talleres y obras de construcción con la tarea creada por el Partido Comunista para adoctrinar a los trabajadores; curas que escandalizaban casándose a bombo y platillo; obispos y cardenales que hacían propaganda de su izquierdismo; sacerdotes que desde el púlpito dicen que deberían desaparecer vírgenes y santos de las iglesias para ser sustituidos por imágenes del Che Guevara. 

Resultado: el censo de fieles y, ya a los seminarios no entran vocaciones, sino necesidades a cubrir; salir de sacerdote es una aceptable "ocupación", con paga del Estado. Eso no lo hay fuera.

Y, con las cosas que hace el Papa Francisco, no creo que las cosas mejoren.

Eloy R. Mirayo.

lunes, 21 de noviembre de 2016

¡¡¡QUE VIENE LA EXTREMA DERECHA!!!

¡¡¡Qué viene la extrema derecha!!!

El terror de toda Europa está centrado en que en Francia es posible que gane las elecciones presidenciales la señora Marine Le Pen. 

¡Qué miedo!

La extrema derecha en el Gobierno francés. Toda Europa tiene miedo; haciéndose caquitas, los unos abrazados a los otros, menos la mayoría de los franceses que votaran al Front National. Que no cabe la menor duda: los franceses son memos porque piensan y con toda claridad; sin falso rubor dicen

 ¿Si, Francia? Pues claro que si. Yo también grito a los cuatro vientos ¡¡¡España, Si!!!. España como nación y los españoles, dentro de su territorio son los que deberían tener prioridad en las ayudas estatales y, solamente cuando todos los españoles estuvieran suficientemente satisfechos en sus necesidades, habría llegado el momento de colaborar al máximo de las posibilidades, pero nunca poniendo en riesgo los derechos adquiridos por los naturales.

No es xenofobia, simplemente es dolor de ver que en este país hay cantidad de personas, con ancestros que se pierden en el tiempo, que desgraciadamente, llegados a la vejez, se encuentran totalmente desasistidos, con pensiones tan bajas que no les permiten la posibilidad de tener una simple estufa.

Yo vivo en el barrio obrero de San Blas, en el que me siento muy a gusto  y, enfrente de mi casa, en lo que fuera un colegio del Estado, al que fueron mis dos hijos, hay una guardería de inmigrantes multirracial; a través de las ventanas se ve -si se mira- un salón con mesas, sillas, una televisión, algunos ordenadores y, posiblemente instalación de calefacción, para pasar el invierno y de aire acondicionado para soportar los calores del verano. Y naturalmente los servicios lógicos de higiene, comprendiendo inodoros y, claro está, la cama.

Y me parece bien que si esas personas están establecidas en centros oficiales, se les trate como eso: como personas. Pero que en este país hay infinidad -¿suena exagerado?- de personas aquí nacidas, que viven a oscuras; pasan frío y calor, cuando toca; no recuerdan el sabor de la carne ni el pescado; y solamente tienen la ayuda de organizaciones religiosas como es Caritas. Pero Caritas no puede llegar a todas las necesidades de todos los necesitados patrios.

Y estas cosas que se dicen en Francia y las que decimos muchísimos españoles son iguales o muy parecidas a las que se dicen por todos los países de la Unión Europea. 

El "monstruo" de la extrema derecha se cierne por todo el mapa del continente.  Los sesudos pro hombres de la política se han preocupado de estudiar los motivos de su crecimiento. ¿Han preguntado a esa legión de parados sin esperanzas de dejar de serlo que, año tras año, su "política correcta" ha ido juntando, por qué votan al "extremo monstruito"? ¿Les han preguntado a quienes hacen uso de los servicios sanitarios "estatales" que les parece que tengan que compartir esos servicios con los extranjeros recién llegados y con sus ancianos padres, traídos para que sean curados aquí?.

El insulto les sale a boca llena: ¡EXTREMA DERECHA!. Falso de toda falsedad, porque nadie es más derecha extrema que quienes permiten, y se aprovechan personalmente, de que la riqueza este atesorada en un cada ¡DÍA! más reducido, atajo de podridos personajes. Esa es la extrema Derecha. Nosotros simplemente somos ¡Patriotas!.

¡Oui la France! ¡¡¡Si España!!!

Eloy R. Mirayo.