lunes, 16 de enero de 2017

EL APOCALIPSIS.

El peligro mundial; 

el Apocalipsis que amenaza con dejar el planeta en tinieblas es La Fachoesfera.

Quizás alguno de vosotros os preguntareis que es la Fachoesfera, aunque seguro que si no lo tenéis muy claro, si oís el revoloteo de la mosca detrás de la oreja. Y si, mis muy queridos camarados, camaradas y si hay, amigas y amigos; la Fachoesfera es un pérfido Ente que conecta, según un gilipollas (o quizás tonto de los cojones) que escribe un artículo en el diario El Mundo de este pasado domingo, a la Extrema Derecha de todos los países del mundanal Mundo.

Según el apuntado gilipollas (o tonto de los cojones) plumífero,

una de sus muchas ocupaciones es la de difundir desde una red digital, como hacen los rojos de Podemos y sus acólitas confluencias, bulos insidiosos contra personalidades políticas, y apunta como el caso más notorio el que al parecer ha afectado al político francés Alain Juppé, a quien presuntamente le han hecho perder las primarias para la Presidencia de Francia, ante François Fillón, vinculándole con la comunidad islámica. 

La frase, Fachoesfera, que se está haciendo popular, no es del que la ha puesto en el diario El Mundo, sino de un judío, de esos que, buscando a quien joder, se rascan la cabeza, dando descanso a sus cojones, en el supuesto caso que posea esas "cositas" entre los muslos, hasta que le brota la "idea".                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     
No sería nada malo que la cosa fuera así; que como dice de los franceses: François de Souche que viene a decir, francés de raíz; fuera un discurso general en toda Europa.

Y es que la cosa está, más que clara, diáfana; para toda esa gente que admite que le llamen hijo de puta, como tema de debate, es el bueno. Y el que responde con hombría al insulto,

con los puños, es el malo, porque no es capaz de, dialogando, llegar al punto de  compartir la razón. 
Así son los políticos al uso en estos momentos, y los mamones que les hacen la interesada "ola", de cualquier país y de cualquiera de los clásicos colores ideológicos. Están tan seguros de sí mismos; tan fatuos, que son incapaces de aceptar, primero, que no lo están haciendo bien, y, en segundo lugar, que hay gente que pudiera ser ¿por qué no? que usando otras formas, tan legitimas, o tal vez más, lo hiciera mejor; visto lo visto; mucho mejor. Empezando por reconocer y proteger los derechos de sus nacionales. 

No creo que sea una buena medida, y quienes están llevando a cabo los ataques terroristas

en Europa nos están dando la razón, la indiscriminada entrada de personas de otros continentes, con otras religiones y otras costumbres irreconciliables con las nuestras.

Eloy R. Mirayo.

Publicar un comentario