viernes, 14 de noviembre de 2014

LAS OTRAS FOTOGRAFÍAS.

Después de diez años desde que fue lanzada al espacio la sonda espacial europea Rosetta, 

y su apéndice Philae, 

nos mandan las primeras fotografías, tomadas desde distintos ángulos y desde distintos posicionamientos, del cometa Chury, mostrándonos algo tan novedoso como es su extraña superficie; su rara fisonomía; y poco agraciada estética..



Las primeras informaciones que han dado los físicos, del responsable del equipo que estudia científicamente el extraordinario viaje, y de lo que compone la materia encontrada, descartaron, yo creo que de manera temeraria, la existencia de vida humana o animal, y ni siquiera dejan un resquicio a la posibilidad de que se pudiera encontrar algún espécimen de político. De lo que se alegra todo el personal, pues sin políticos no puede existir contaminación nociva.

Pero, como ocurre siempre, en cualquier lugar y ante cualquier circunstancia, entre tan ilustres científicos, también perviven disimuladamente, entre matraces, cánulas y cápsulas, los insolidarios "topos", que "airean" interesadamente conocimientos, no vetados, sino reservados hasta confirmar con absoluta seguridad, que es lo que hacen las personas serias y responsables.

¿Qué es lo que el "topo" ha revelado? Pues ha hecho circular, junto a las fotografías que muestran lugares del cometa Chury, otras varias fotografías; una, mostrando un humanoide;   


un horroroso individuo natural de una galaxia desconocida que, por su afición a la alta y nevada montaña (Andorra), se desplaza en la época fría sobre el cometa Chury, para
deslizarse esquiando por su helado y terso lomo, después de haber dejado unas cuantas "perrillas" en todos los bancos de la zona, con lo que quedan en entredicho las declaraciones de quienes lideran el proyecto, que hablaban de que, a priori, pero sin descartar otras posibilidades, Chury no reunía las posibilidades necesarias para que los seres humanos puedan nacer, crecer y desarrollarse de ninguna de las conocidas maneras de hacerlo adecuadamente, lo que, como expresó ante mi uno de los más cualificados científicos, "parece ser que los seres como el de la foto, igual que las ratas comunes, estén hechos para vivir bajo cualquier circunstancia, por difícil que nos pudiera parecer".

Las otras fotografías que el "topo" ha puesto indecorosamente en circulación, son estas de Arturo Mas

y del líder de los secesionistas republicano rojos, Oriol Junquera (este apellido es asturiano ¡Que se joda!).     



Los gestos, que tan efusivamente han recibido estos dos inteligentes terrícolas, de ambos 

sexos, a los que se ha unido esta encantadora y angelical criaturita.   

Ciertamente el gesto de estas tres "personas humanas", no es, ni el más elegante ni el más oportuno -aunque si muy explícito, por cabreo generalizado- teniendo en cuenta la postura de los receptores.

Publicar un comentario