martes, 8 de septiembre de 2015

POR ALGÚN SITIO HABÍA QUE EMPEZAR.

Es lo natural en el género humano; todos queremos enterarnos de todo lo que de alguna manera nos afecta, y de otras muchas cosa que deberían tenernos al fresco, y que, los espacios casposos televisivos, radiofónicos y publicaciones en papel, igualmente casposos, hacen que a muchos/as, les tengan desasosegaditos/itas.

Desde hace casi dos años se nos está informando por parte del Gobierno, de que la crisis negativa que nos ha jodido, a las personas decentes, va siendo cada día un recuerdo mas vago. Todo cuanto había sido dañado, especialmente el Empleo y el consumo interno, poco a poco, va recuperándose; lo que demuestra claramente el avance notorio de la recuperación.

A los españoles, los decentes que vivimos de nuestro trabajo, lo de la recuperación nos suena raro; echamos mano al bolsillo, y en el fondo lo único que encontramos, a partir de los primeros días de cada mes, es pelusilla.

Todos nosotros, los españoles decentes, cuando escuchamos o leemos que la economía nacional va mejorando a cada instante, sentimos alegría en el corazón, en el estómago y hasta se nos pone en movimiento el intestino gordo, cuando como polluelos de gorrión, abrimos el piquito esperando que nos caiga algo con lo que entretener nuestras miserias. Es muy duro tener que cerrar la boca, absolutamente virgen. Como es muy triste verte en una interminable cola de la que no se llega a ver el principio, y mas si se esta temiendo que cuando se llegue, se han acabado las entradas.

Pero la realidad cura a la incredulidad. Por fin hemos escuchado, las personas decentes que vivimos de nuestro trabajo, una noticia que nos abre a la esperanza: "los salarios de los directivos (al fin y al cabo trabajadores) de empresas del Ibex, han sido agraciados con una subida de un 10%. Pobrecillos; por algún sitio había que empezar.

Los directivos de esas grandes empresas, que en 2013 ganaban nada mas que setenta y cinco veces lo que representaba la media salarial, han visto amortiguada su escasez ahora, que con la reciente subida, la brecha, ha pasado a ser de solamente 104 veces. Son diferencias que se hacen comprensibles porque también son grandes las diferencias que existen en cuanto a gastos. Pagos del IBI; los del Ibex, pagarán un pegote, en distintas ubicaciones, mientras que ese decente "obreraco" se verá exento de pagar, ya que el banco del que cobra el del Ibex, le ha desahuciado. Mientas los "curritos" viajan sin más gasto que el del Metro, el de Ibex, ha de hacer frente a los gastos de mantenimiento de sus vehículos (coches, barco, avión), que sube un "güevo la cara", que son los  "güevos" mas caros.


Como dice Mi amigo Hector-Favio, "... Mientras el pobre va de putas y ya esta, el rico ha de mantener a una "querida". No me discutas Eloy; es mucho más barato y cómodo ser pobre, que ser rico".

¡Que le voy a hacer! Todos tenemos un cabronazos entre nuestras amistades. ¡Ah! Y es seco alista.

Por Eloy R. Mirayo

Publicar un comentario